Guía de viaje de Menorca ¡Todo lo que necesitas saber!

Guía de Menorca

De todas las Baleares, Menorca es la isla más bonita, y aún así es menos turística que Mallorca o Ibiza. Si entra en tus planes de viaje, en esta guía de Menorca escrita por un local (un servidor) encontrarás todo lo que necesitas saber para disfrutarla al máximo.

Tal vez no sea del todo objetivo al decir que Menorca es la más bonita de las Baleares ya que soy menorquín, sin embargo es una opinión muy compartida por quienes también han visitado las otras islas del archipiélago.

Si bien todas, incluida Menorca, te garantizan unas playas espectaculares con esas aguas color turquesa que la posidonia nos regala, cada una tiene su encanto único y ofrece cosas que las hacen especiales. 

Así, Mallorca es la más completa, la que te ofrece más de todo, Ibiza destaca por su vida nocturna, y Formentera ofrece ese ritmo pausado que va tan bien para desconectar del día a día.

Por su parte, Menorca es la isla mejor preservada, es Reserva Biosfera por la Unesco, y destaca especialmente por la gran cantidad de playas vírgenes de esas de postal que tiene.

Pero Menorca no es solo naturaleza y playas alucinantes, también es cultura. Es una isla que tiene un buen número de cosas para ver y hacer. Basta decirte que recientemente fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

En tan solo 700 km cuadrados hay casi 1600 yacimientos arqueológicos de su particular cultura prehistórica, la cultura Talayótica. No es raro que la califiquen como un museo al aire libre.

Además, su posición estratégica y el puerto natural de Mahón, uno de los más grandes del mundo, la han convertido en objeto de deseo de diferentes civilizaciones y países, algunos de los cuales dejaron una importante herencia cultural de la que también te hablaré

No importa qué tipo de vacaciones estés planeando porque Menorca tiene un poco de todo: playas francamente paradisíacas (no necesitas ir al Caribe teniendo Menorca tan cerquita), ruinas prehistóricas de la cultura talayótica, mucho patrimonio histórico, naturaleza, pueblos con encanto, buena gastronomía y actividades para todas las edades.

Para mí supone una gran satisfacción compartir contigo las cosas que mi isla ofrece. Así que, prepárate para conocer todo lo que necesitas saber sobre ella con esta guía de Menorca.

¿Cuál es la mejor época para visitar Menorca?

Cuándo ir a Menorca

La mejor época para visitar Menorca es de Mayo a Octubre, cuando el clima te permite disfrutar del mayor atractivo de la isla: sus playas y sus aguas de color turquesa. Sin embargo, dentro de estos meses hay algunas diferencias. Así que… ¿Qué puedes esperar de un viaje a Menorca por meses?

Primavera: Ideal para un viaje tranquilo y la mejor época para disfrutar de las playas vírgenes. 

¿No te gustan los lugares abarrotados? Pues te recomiendo viajar a Menorca en primavera. Menorca goza de buen clima en abril y mayo, con sol y pocos días de lluvia. Lo bonito de esta época es que podrás disfrutar de las playas más famosas de Menorca, y de la isla en general, sin tanta gente.

Hay varias playas, esas que salen en todas las guías y en tantas publicaciones de Instagram, a las que todo el mundo quiere ir como Cala Mitjana, Cala Macarella o Cala en Turqueta por nombrar algunas, que en verano se abarrotan desde primera hora del día.

En primavera podrás disfrutarlas de verdad sin tanto agobio de gente. 

El tiempo es lo suficientemente bueno desde mediados de abril como para ir a la playa, y en mayo ya te podrás bañar en el mar sin congelarte. Yo me he bañado en el mar cada abril que he estado en la isla. El agua está fría pero pasada la primera impresión se disfruta mucho. 

A pesar de que no vivo todo el año en Menorca desde hace muchos años, suelo ir a menudo en abril o mayo a visitar a mi familia. Y es que mayo es el mes en el que más me gusta ir a Menorca.

Verano: El mejor clima y la mejor época para visitar Menorca 

Si quieres disfrutar del clima cálido propio de esta isla idílica, lo mejor sería visitarla en verano, específicamente de junio a septiembre. Así, tendrás el mejor tiempo, con mucho sol (más de 12 horas al día), prácticamente cero lluvias y una vida nocturna más movida coincidiendo con la llegada de más turistas.

Es cuando hay más eventos y cuando la isla está en su mejor momento para ser disfrutada.

Otoño: Para ahorrar en tu viaje

¿Quieres conocer Menorca y ahorrarte unos eurillos? Entonces, podrías viajar de mediados de septiembre a finales de octubre (incluso principios de noviembre). 

Lloverá un poco más y comenzará a enfriar el clima. Pero todavía podrás disfrutar de la playa y el agua del mar aguanta templada hasta bien entrado noviembre.  

A partir de septiembre, especialmente en la segunda quincena, la llegada de turistas baja considerablemente. Los precios de vuelos y alojamiento se dejan notar bastante, sobre todo en octubre. 

Noviembre es mucho menos interesante ya que si bien todavía hay bastantes días en los que se está a gusto en la playa, especialmente en las horas centrales del día, hace ya más fresquito y hay días de lluvia.

Invierno: Turismo cultural o de naturaleza

Lo que sí no te aconsejo es visitar Menorca en invierno si va a ser tu primera vez en la isla. No la disfrutarás como se merece, y no solo por el descenso de la temperatura, que llega a los 8 °C o 10 °C.

Lo que sucede es que, al ser una temporada baja, muchos establecimientos cierran y hay menos eventos y actividades que hacer. La isla entra en un estado somnoliento, bastante aburrido a menos que te vaya realmente la tranquilidad.

En invierno solo te aconsejaría venir unos pocos días en plan escapada corta para hacer algo de turismo cultural o si te va la naturaleza. En esta época viene gente a recorrer el Camí de Cavalls u otras rutas senderistas, o para conocer la Menorca de interior y su legado histórico.

¿Dónde alojarse en Menorca? Las mejores zonas

Quiero que esta guía de Menorca sea lo más completa y útil posible, así que, nuevamente, te diría que depende. ¿De qué? De si tienes o no un coche, de la temporada del año y de qué buscas exactamente: un lugar conveniente, una opción un poco más histórica, un sitio familiar, etc.

Si tienes coche puedes ser más flexible a la hora de escoger la zona donde vayas a quedarte. Menorca es una isla pequeña. Para darte una idea, entre sus dos extremos más separados no llega a los 50 km. Así que puedes ir de punta a punta en menos de una hora.

Estoy seguro de que, te alojes donde te alojes, disfrutarás de tu estancia. De todas maneras, te voy sugerir algunas zonas interesantes que puedes tomar como campo base:

Mahón, la capital de Menorca

Alojarse en Mahón

Lo suyo es quedarse en alguna playa, sin embargo Mahón es una opción que escoge mucha gente. No tiene playa pero es muy fácil y rápido llegar a cualquiera de las playas del sur en coche o en transporte público.

Mahón es una ciudad muy agradable y pequeña, que se recorre a pie y que destaca por su legado británico y su espectacular puerto, uno de los puertos naturales más grandes del mundo.

Las ventajas son que está muy cerca del aeropuerto, es el punto mejor conectado por transporte público, tendrás todos los servicios que puedas desear, y tiene una buena oferta alojativa entre la que destacan los hoteles boutique del centro histórico.

HOTELES RECOMENDADOS EN MAHÓN

Punta Prima – Prima

Guía de Menorca: Dónde alojarse en Menorca

Estas dos playas, a unos 10 minutos en coche de distancia cada una, están situadas en la costa sur cerca de Mahón. Ambas tienen un perfil muy familiar y tranquilo. Espera playas de arena blanca super fina y aguas turquesas.

En Binibeca el alojamiento se compone básicamente de villas y apartamentos, con algún hotel, mientras que en Punta Prima encontrarás tanto hoteles como villas y apartamentos.

HOTELES RECOMENDADOS EN BINIBECA – PUNTA PRIMA

Son Bou

Alojarse en Son Bou

Son Bou es la playa más larga de Menorca y una de las más turísticas. Al igual que las dos anteriores su arena es fina y blanca y sus aguas de un color turquesa caribeño. 

Su gran ventaja es que te ofrece una amplia oferta de restaurantes y bares, algunas tiendas, y variedad de hoteles, villas y apartamentos donde quedarte.

HOTELES RECOMENDADOS EN SON BOU

Ciutadella, la ciudad más bonita de Menorca

Alojarse en Ciutadella

Situada en la otra punta de la isla con respecto a Mahón, es la otra ciudad importante de Menorca. Es la ciudad más bonita y a diferencia de Mahón cuenta con una pequeña playa de aguas super limpias.

También es una ciudad pequeña, caminable de punta a punta, y que te ofrece mucha vidilla. De hecho tiene incluso más vida nocturna que Mahón.

Ciutadella es mucho más turística que Mahón. En sus alrededores están algunas de las urbanizaciones más populares de la isla y donde se concentra la mayor cantidad de hoteles. Si te alojas aquí tendrás muchas playas cerca.

HOTELES RECOMENDADOS EN CIUTADELLA

Cala Galdana

Situada cerca de Ciutadella es junto a Son Bou una de las playas más populares de Menorca. Es una playa espectacular situada en una pequeña bahía flanqueada de acantilados.

Además de disponer de una buena oferta restorativa y alojativa, su fuerte es que caminando puedes llegar a algunas de las playas vírgenes más buscadas de Menorca como son Cala Mitjana y Mitjaneta o Cala Macarella y Macarelleta entre otras.

HOTELES RECOMENDADOS EN CALA GALDANA

Son Xoriguer y Cala en Bosch

Guía de Menorca: Alojarse en Cala en Bosch

Ambas urbanizaciones se tocan y se extienden en torno a las playas que llevan su nombre. Están muy cerca de Ciutadella y se caracterizan por ser la zona donde se concentra la mayor cantidad de resorts y hoteles de 4 y 5 estrellas.

HOTELES RECOMENDADOS EN CALA EN BOSCH Y SON XORIGUER

Arenal d´en Castell

Guía de Menorca: Alojarse en el Arenal d´en Castell

Situada en la costa norte está, al igual que Cala Galdana, en una bahía, lo que garantiza aguas tranquilas. Es una playa de arenas doradas y aguas cristalinas, como cualquier playa de la isla.

Es una playa familiar que ofrece varios resorts de playa a precios asequibles, además de los típicos complejos de apartamentos y villas.

HOTELES RECOMENDADOS EN EL ARENAL D´EN CASTELL

Aquí te he listado algunas de las opciones más populares, pero si quieres ahondar en el tema te recomiendo leer este post sobre las mejores zonas dónde alojarse en Menorca. Aquí te explico en más detalle éstas y otras opciones. 

Y si buscas ahorrar en este otro artículo sobre dónde dormir barato en Menorca encontrarás algunas opciones.

¿Cómo llegar a Menorca?

Guía de Menorca: Cómo llegar a Menorca

Para llegar a Menorca tienes dos opciones: Avión o barco.

Obviamente el avión es la forma más cómoda y rápida de llegar a la isla. El aeropuerto de Menorca (MAH) recibe vuelos nacionales e internacionales. 

Como te podrás imaginar los vuelos se multiplican en verano con conexiones con los principales aeropuertos del país y con un buen número de destinos internacionales (sobre todo ciudades europeas).

El barco por su parte es ideal si el precio de los vuelos es demasiado caro o si quieres viajar con tu coche. Los barcos llegan al Puerto de Mahón o al de Ciutadella. Ambas ciudades se sitúan en los extremos opuestos de la isla.

Las compañías Trasmed y Baleària tienen conexiones con varias ciudades españolas como Barcelona, Valencia o Mallorca. Además Corsica Ferries suele ofertar varias conexiones semanales con Tolón (cerca de Marsella).

Los trayectos en los ferris más rápidos desde la península suelen durar entre 5 y 6 horas.

¿Cuánto te puede costar el barco? Pues, los precios suelen ir desde los 60 € hasta los 250 €. Claro que, todo dependerá del momento del año y del tipo de reserva que realices: butaca, camarote, con o sin coche etc.

Y si estás haciendo un tour por todo el archipiélago balear, también tienes opciones. Descubre cómo ir de Mallorca a Menorca en este enlace.

¿Cómo ir del aeropuerto o de los puertos a tu alojamiento?

Guía de Menorca: Aeropuerto de Menorca

Si llegas al aeropuerto o al puerto de Mahón y no tienes coche, puedes coger un taxi, que te saldrá entre 10 € y 65 € dependiendo de qué tan cerca esté tu alojamiento. También puedes usar el transporte público. La red de buses conecta las principales localidades de la isla.

El aeropuerto está situado a tan solo 4 km de Mahón, la capital de Menorca, y está bien comunicada por bus con ésta. 

Con la línea L10 Maó-Aeroport llegarás a la estación de autobuses en menos de diez minutos. La frecuencia cambia en verano e invierno, pero, por lo general, salen 1-2 buses por hora. El billete cuesta 2,75 euros.

Una vez en la estación puedes coger otro bus hasta tu destino. Las líneas y los horarios de los buses de Menorca varían dependiendo de la temporada. Puedes ver la tuya aquí

En cuanto a los precios, el billete más caro, hasta Ciutadella en la otra punta de la isla, te puede llegar a costar 5,75 €. Para ver el precio del billete para cada trayecto, entra en el tarifario de TMSA.

La estación marítima de Mahón está en la misma ciudad y si no llevas mucho equipaje puedes ir caminando hasta la estación de autobuses. Tardarás unos 15 minutos máximo. 

A día de hoy no hay línea de buses que pase por la estación marítima, así que si llevas equipaje pesado usa el taxi para acercarte a la estación de bus o para ir directamente hasta tu destino final.

Si llegas al puerto de Ciutadella, tienes dos opciones. Coger un bus de la línea 64 —que te costará menos de 2 €— o ir en taxi por el doble del precio. Llegarás a la ciudad en unos 7-10 minutos, aproximadamente, así que no perderás demasiado tiempo.

Independientemente de a dónde llegues, tienes una opción adicional: alquilar un coche. Tanto en Mahón como en Ciutadella se ofrece este servicio.

El coste dependerá del modelo, compañía y también de la cantidad de días. Si escoges algo pequeño por tres días puede salirte entre 20 € (con ofertas) y 130 € en total (sí, es más caro en verano).

También puedes contratar un servicio de traslado privado. Consulta precios y condiciones en el siguiente enlace: Traslados privados en Menorca

Y ahora que llegaste, ¿cómo moverse en Menorca?

Menorca es muy bonita y, por suerte, es pequeña. Así que, en teoría, tendrás todo cerca. De punta a punta, la isla tiene menos de 50 km. Y a lo ancho, hablamos de unos 17 km.

Si me preguntas acerca de cuál es la mejor manera de moverse en Menorca, sin duda te diré que con coche de alquiler. Aunque hay transporte público, si dependes de éste perderás muchísimo tiempo en tus trayectos y no podrás llegar a muchos lugares y playas vírgenes.

Con vehículo propio tendrás mayor flexibilidad, aprovecharás muchísimo mejor tu tiempo y podrás ir allá donde no llega la red de autobuses públicos de la isla.

Aún así, si prefieres moverte en bus, lo bueno es que es bastante económico. Los billetes rondan los 2 €, a menos que vayas de punta a punta (el trayecto Mahón – Ciutadella cuesta 5,75 euros). 

En cuanto al bus decirte que hay un bus nocturno, la línea L90. Este autobús funciona a partir de las 23:00 horas y hace paradas en las principales ciudades y pueblos de Menorca. El billete más caro cuesta 6,70 € y te lleva de Mahón a Ciutadella.

También está el popular Jaleo Bus. Cuando una localidad de la isla celebra sus fiestas patronales se pone un bus que la conecta con las principales ciudades de Menorca. Es ideal si no tienes vehículo o si vas a beber.

Obviamente también puedes tirar de taxis. Los coches están operativos 24/7 y cuentan con vehículos adaptados para personas con problemas de movilidad. Los precios están regulados por ley y varían según la temporada y hora del día. Por lo general, hablamos de un poco más de 1 € por kilómetro recorrido.

Qué ver y qué hacer en Menorca

Guía de Menorca: Naveta des Tudons

En esta guía de Menorca no podía faltar una lista de este tipo. A continuación te sugiero los imprescindibles, sin embargo si te interesa una lista más extensa hecha un vistazo a este artículo: Las mejores cosas que hacer en Menorca

1. Disfrutar de las playas y calas

Menorca tiene playas de ensueño que rivalizan con las más atractivas del mundo. No, ni te exagero ni es un cliché. En una isla tan pequeña encontrarás no una, dos o tres playas de postal, sino decenas de ellas.

¿No me crees? Pues te reto a que visites la isla y me dejes tu opinión en los comentarios.  

En Menorca hay playas con movimiento y diversión y también calas vírgenes pacíficas y  totalmente naturales. Gracias a que es Reserva de la Biosfera hay buen número de estas últimas. 

La gran cantidad de playas vírgenes en tan pequeño espacio es lo que hace de Menorca un lugar tan especial.

2. Visitar Mahón, la capital de Menorca

Y es que, Mahón es más que su magnífico puerto. La ciudad tiene su propio centro histórico, varias fortalezas cercanas entre las que destaca la inmensa fortaleza de La Mola, construcciones señoriales de antaño —perfectas para tus fotos— y vida nocturna, en especial en verano.

A continuación te dejo algunos lugares que merece la pena conocer en Mahón, además de la fortaleza de La Mola:

  • Paseate por las calles del pequeño casco histórico y párate en el portal de Sant Roc, bastión que data del siglo XIV. 
  • Echa un vistazo a la aledaña iglesia de Santa María que alberga uno de los órganos monumentales más famosos del mundo con más de 3000 tubos.
  • Visita el museo de Menorca para conocer más sobre la historia de la isla (desde tiempos prehistóricos).
  • Disfruta de las vistas al puerto de Mahón desde alguno de sus miradores(p.ej. el de la Plaza Miranda) y luego date un paseo por él.
  • Comprar en los mercados. En el Mercado del Pescado encontrarás pescado fresco, además de especias y otros ingredientes culinarios de calidad. Y en el Mercado del Claustro, otros productos locales. También hay un mercadillo en la Plaza de la Explanada (diario de mayo a octubre).
  • Acercarte, ya en los alrededores de Mahón, al Castillo de Sant Felipe, al Fuerte de Marlborough y al poblado talayótico de Trepucó.

Profundiza más sobre lo que se puede ver y hacer en Mahón en este post: Qué hacer en Mahón

Por otra parte, te recomiendo que reserves un free tour por Mahón que te permitirá conocer más de la historia de la ciudad y sus monumentos. Como su nombre indica es gratis. Solo tienes que premiar con una propina voluntaria para el guía si su trabajo te satisface.

3. Conocer la fortaleza de la Mola

Fortaleza de la Mola

Un imprescindible que hacer en Menorca es visitar esta enorme fortaleza que está a menos de 15 minutos de la ciudad si vas en coche. Mandada a construir por Isabel II a finales del siglo XVII, nunca ha sido un punto de combate. De ahí que se conserve tan bien.

La entrada cuesta 8 €

4. Navegar por las aguas menorquinas

Hacer alguna excursión en barco es una de las cosas que hacer en Menorca más populares y recomendables. Conocerás la costa menorquina desde otra perspectiva y fondearás en algunas de sus playas vírgenes más bellas.

No tendrás problemas en organizar este tipo de excursiones. Puedes unirte a algún tour organizado o alquilar una embarcación para ti y tu grupo con o sin patrón.

5. Ciutadella, la ciudad más bonita de Menorca

Ciutadella de Menorca

Ciutadella es la ciudad más bonita de Menorca. Es una ciudad elegante y muy señorial con un bonito casco histórico de callejuelas laberínticas, casas y palacios señoriales, bonitas plazas, y un pequeño puerto con mucho encanto.

Piérdete por sus calles y visita los lugares más emblemáticos de la ciudad. Entre ellos destacan:

  • La Plaza des Born, que está rodeada de construcciones históricas como el Ayuntamiento
  • La Catedral de Santa María, una construcción neoclásica erigida por mandato de Alfonso III de Aragón. 
  • Sus palacios señoriales como Can Saura, el palacio Salort o el Cas Comte de Torre-Saura.
  • El Castillo de San Nicolau, más que un castillo, es una especie de torreón muy fotogénico.
  • El museo municipal de Ciutadella, que hasta tiene su propia colección sobre la cultura talayótica.
  • El mercat des Peix, ideal para desayunar o simplemente tapear.
  • El teatro de Es Born, que suele tener espectáculos de todo tipo, incluyendo ópera.
  • La Naveta des Tudons, una construcción megalítica funeraria única situada justo antes de entrar en la ciudad

Toma nota de más sugerencias en este artículo sobre las mejores cosas que ver y hacer en Ciutadella. También te recomiendo, al igual que con Mahón, que te unas a un free tour por Ciutadella

6. Ver el atardecer en la Cova d’en Xoroi

La Cova d´en Xoroi es una cueva natural situada en Cala en Porter en un espectacular acantilado. La cueva se adentra tierra adentro bordeando el acantilado y ofreciendo patios y miradores al mar muy impresionantes.

Lo bueno es que se ha aprovechado este único espacio para convertirlo en un bar de día y al atardecer, y en la discoteca más famosa de la isla de noche.

Ir a ver el atardecer en la Cova d´en Xoroi es uno de los planes más populares de todo viaje a Menorca. También salir alguna noche a bailar en su discoteca.

7. Explorar un poblado talayótico

Poblado talayótico de Trepucó

La cultura talayótica, declarada Patrimonio de la Humanidad, se caracteriza por sus monumentos gigantes hechos en piedra que datan de la prehistoria. Los más famosos son los talayots y las taulas

Por fortuna, no tendrás problemas para encontrar alguno, ya que Menorca está plagada de ellos. Lo mejor es que te dirijas a alguno de los poblados talayóticos más importantes.

Para mí, son una parada imprescindible si visitas la isla. En esta guía de Menorca te comparto cuatro de ellos:

  • Torre d’en Galmés. Que no es gratis. La entrada cuesta 3 € y te da acceso al centro de interpretación, donde podrás conocer más sobre la cultura talayótica.
  • Torretrencada. Se encuentra en Ciutadella. A diferencia del anterior, este es gratuito.
  • Torralba d´en Salord. Situado cerca de Alayor, es uno de los más grandes y mejor conservados de la isla.
  • Trepucó. Cercano a Mahón destaca por su enorme Talayot. La entrada es gratuita. En este artículo te doy más detalles.

Además de los poblados talayóticos, hay un buen número de restos arqueológicos de menor tamaño que también vale la pena conocer. Un ejemplo es la Naveta des Tudons. Se presume que era un sitio funerario. 

8. Hacer senderismo por el Camí de Cavalls

En español, ‘camino de caballos’. Se trata de una ruta antigua —de casi 700 años— que recorre la costa de Menorca, exactamente, unos 185 km. Estos caminos se utilizaban para vigilar y defender la isla a caballo. De ahí su nombre.

Recorrer esta ruta, total o parcialmente (está dividida en 20 etapas) se ha puesto muy de moda. Cada día son más los senderistas que llegan a Menorca, incluso en invierno, para hacer el Camí de Cavalls.

9. Contemplar las mejores vistas desde Monte Toro

Monte Toro con sus 358 metros de altura es el lugar más alto de la isla, así que, como supondrás, desde su cima ofrece una vista 360 grados de toda la isla. Además, cuenta con su propio santuario a la Virgen del Toro, también abierto al público.

Si te apetece ver el atardecer desde aquí, llegarás fácilmente porque está en pleno centro de Menorca, a media hora tanto de Mahón como de Ciutadella.

10. Visitar el pueblo de pescadores de Binibeca

Poblado de pescadores de Binibeca

El poblado de pescadores de Binibeca tiene un encanto muy propio. No es tan antiguo como muchos piensan —fue construido en la década de los 70— pero se ha convertido en un imprescindible que visitar en Menorca. 

Las casas encaladas tienen la típica apariencia de las de otros pueblos de pescadores del Mediterráneo. Encontrarás callejuelas pequeñas y estrechas, pórticos y hasta una pequeña iglesia, todo ello muy fotogénico.

11. El Parque Natural de s’ Albufera des Grau

Situado cerca de Mahón, cubre parte de la costa norte de Menorca.  El parque, que tiene entrada gratuita, se compone de una laguna, bosque, dunas, playas, islotes y zona marina. 

Protege a la variada diversidad de fauna y flora menorquina, esto incluiría a especies endémicas, como la lagartija balear, y es un lugar popular para el avistamiento de aves.

12. Las Pedreres de S’Hostal (Líthica)

Las Pedreres de S’Hostal son unas canteras de marés  —un tipo de piedra que se utiliza mucho en las construcciones menorquinas— que ofrecen un paisaje francamente único.

El espacio se ha recuperado para el público y la visita te permitirá recorrer la cantera y el jardín botánico adjunto. Prepara tu cámara de fotos porque no vas a parar de fotografiar el lugar.

13. Admirar los faros de Menorca

Faro de Favaritx

Los faros de Menorca son algo muy emblemático de la isla. Además de su historia, muchos de ellos están situados en parajes muy bellos o son puntos muy populares para disfrutar de los atardeceres.

Son 7 los faros de Menorca. Intenta visitar al menos alguno de ellos:

  • Faro de Favàritx, el más famoso de Menorca. Lo encontrarás en el parque natural de la Albufera des Grau y se caracteriza por el paisaje lunar que lo rodea. Puedes saber más sobre él aquí.
  • El Faro de Cavalleria, es el más antiguo, que data de 1857. 
  • Faro de Punta Nati, a pocos minutos en coche de Ciutadella. Perfecto para ver la puesta de sol con Mallorca de fondo.
  • Faro de Sa Farola, rodeado por el entorno urbano. Al estar tan cerca del centro de Ciutadella (a un kilómetro, apenas) no es tan turístico como otros.
  • Faro de la isla del Aire. Es el más alto de la isla. No puedes llegar en coche, solo en barco ya que está ubicado en un islote frente a la playa de Punta Prima..
  • Faro de Artrutx. Que le sigue al faro de Cavalleria en antigüedad. Cerca de él, encontrarás un restaurante con vistas espectaculares.
  • Faro de Sant Carles, que está ubicado en el castillo de San Felipe, en Mahón. No puedes acercarte porque es de acceso restringido, pero sí puedes avistarlo desde el puerto.

14. Reservar una visita a la Cova de s’Aigua

La Cova de s´Aigua, o ‘la cueva del agua’ en castellano, se sitúa en Cala Blanca, en Ciutadella. Fue descubierta en 1756, pero ya la utilizaban los pueblos originarios para enterrar a sus seres queridos. 

También era frecuentada por los romanos, al menos eso creen los arqueólogos, que han encontrado restos de cerámica romana dentro de la cueva.

Es una cueva natural de unos 2500 metros en la que podrás admirar estalactitas, estalagmitas y otras formaciones rocosas además de un lago interior.

15. Ver un espectáculo ecuestre en vivo

En especial si no llegas a Menorca para el ‘jaleo’ (del que ya te hablaré en esta guía de Menorca más adelante). En las fincas, como en Son Martorellet, se celebran espectáculos con caballos de pura raza menorquina.

Este espectáculo ecuestre, con música en directo, es muy divertido. Además, sirve para conocer un poco de la cultura de la isla y el estilo de doma menorquina.

Todo el show dura unas dos horas, pero si no tienes tiempo, también puedes entrar a la finca para conocer los establos y ver a sus caballos y yeguas de cerca.

Las mejores playas de Menorca

Menorca tiene muchos atractivos, pero si hay algo por lo que destaca son sus playas. Sus aguas de color turquesa y sus playas de arena blanca fina recuerdan al Caribe. Con más de 200 km de costa, la isla tiene decenas de playas y calas a cual más espectacular y bonita.

Con tantas donde elegir es normal que no sepas a qué playa ir. Por eso me he animado a reunirte las que, para mí, son las más populares, a las que todo el mundo quiere ir.

Cala Escorxada

Cala Escorxada

Que no es muy fácil de encontrar, pero sí de disfrutar. Es una playa de postal con arena blanca y fina, y aguas cristalinas. Todo el lugar está rodeado por un pinar, lo que la convierte en un auténtico paraíso.

Y lo mejor, no tiene vestigios humanos ni se llena demasiado, ni siquiera en verano. Puedes llegar a ella a pie, en kayak o pagando una excursión.

Cala Mitjana y Cala Mitjaneta

Cala Mitjana

Ambas se encuentran al sur de la isla, a menos de 20 minutos a pie de Cala Galdana si coges el Camí de Cavalls. Se trata de dos calas vírgenes rodeadas de pinar medieterráneo de enorme belleza.

Son muy accesibles así que en los meses de mayor afluencia turística se encuentran bastante llenas. Levántate pronto y disfrútalas aunque tengas que compartirlas.

Cala de Trebalúger

Cala Trebalúger Menorca

Si sigues caminado por la costa una vez pasada Cala Mitjana llegarás a este arenal. Una imagen casi perfecta de la típica cala menorquina de aguas turquesas y bosque mediterráneo de fondo.

Cala Macarella y Cala Macarelleta

Cala Macarella

También saliendo de Cala Galdana pero en dirección opuesta a Cala Mitjana, llegarás a estas dos playas contiguas. Cala Macarella probablemente sea la playa que ha ocupado más portadas en guías y artículos turísticos sobre Menorca.

Cala Galdana

Cala Galdana Menorca

Ya te hablé de ella en el apartado de zonas. Lo encontrarás más arriba en esta guía de Menorca. Pero, bueno, aun así, no podía dejar de nombrarla aquí. Como te dije antes, es una playa familiar y una de las más populares de la isla.

Son Bou

Guía de Menorca: Playa de Son Bou

Son Bou está en la costa sur de Menorca y tiene un buen ambiente para disfrutar en familia, pareja o amigos. Se trata de la playa más larga de la isla. Es una playa abierta que también destaca por el color caribeño de sus aguas y porque junto a Cala Galdana es la playa que tiene más oferta de entretenimiento.

Cala Pregonda

Cala Pregonda

Que recibe su nombre por la forma de la formación rocosa que sale del mar frente a ella, que pareciera ser un monje orando. Básicamente, es una playa virgen que, a diferencia de las demás, tiene una arena distinta. 

Su color, que va entre los dorados y rojizos, hace que el atardecer aquí sea todo un espectáculo.

Te recomiendo ir en coche hasta la playa de Binimel-La y llevar solo lo esencial. Y es que, para llegar a la Cala Pregonda necesitas caminar unos 20-25 minutos por la costa. Pero no te preocupes, la caminata merecerá la pena. 

Cavalleria

Guía de Menorca: Playa de Cavalleria

Si te gustó ese tono rojizo de Cala Pregonda también te recomiendo visitar Cavalleria, que queda más al norte. Es igual o más salvaje y árida que Cala Pregonda, y sus aguas son perfectas para nadar y hacer esnórquel.

Binigaus

Binigaus

Una playa deslumbrante, aunque, a primera vista, creerás que es una piscina. Este paraíso turquesa de aguas mansas está a unos minutos caminando de Santo Tomás. Cuando el agua está calmada tiene unos colores turquesa que mi foto se queda bastante corta.

Es una de las playas a las que más me gusta ir tempranito, cuando el agua está que parece una balsa de aceita y hay poca genta.

Estas son algunas de las mejores playas de Menorca. Podría nombrarte muchas más, decenas… Binigaus, Arenas de Son Saura, La Vall, Son Parc, Cala Pilar, Binidali, Cales Coves… Menorca va sobrada de playas increíbles.

Tómate tu tiempo y mapa en mano descubre algunas de ellas… en Menorca todo está cerca así que anímate a descubrir sus rincones.

Las mejores excursiones y tours en Menorca

Siempre puedes conocer Menorca por tu cuenta, pero los tours también son una alternativa a considerar. Piénsalo… No tendrás que preocuparte por la hora, la ruta, las paradas, la investigación y, en algunos casos, ni siquiera por la comida.

Además, aprenderás un montón y podrás hacerle preguntas a un experto. Aquí te dejo algunos de los mejores paseos y excursiones de la isla. Quizás alguno sea de tu interés.

1. Free tour por Ciutadella

Guía de Menorca: Ciutadella

Ideal si quieres conocer un poco sobre la historia de esta ciudad menorquina. Aunque debes realizar una reserva en línea, el tour es completamente gratuito. 

El paseo, que comienza en la plaza de Alfonso III, dura dos horas, aproximadamente. Si te animas, harás varias paradas, por ejemplo, en el monasterio de Santa Clara, la Catedral de Santa María y la Plaça des Born. El recorrido finaliza en la Plaza de la Libertad.

Mira los detalles y condiciones aquí

2. Paseo en barco por la costa norte

Una travesía perfecta para contrastar estas playas y calas con las del sur, que son muy diferentes. Este paseo cuesta unos 37 € para los adultos y dura tres horas y media. Desde el barco:

  • Verás el Faro de Cavalleria, el puerto natural de Sanitja, la playa de Cavalleria y Cala Mica con su particular forma de ostra.
  • Pasarás por la playa de Binimel·là y las calas vírgenes de sus alrededores para fondear en Cala Pregonda; una de las más hermosas de la isla.
  • Si te apetece, podrás hacer paddle surf, esnórquel o lanzarte por el tobogán del barco. No se paga ningún adicional por estas actividades.

Mira los precios y condiciones aquí

3. Kayak + esnórquel en el norte de la isla

Este tour de tres horas es, sin duda, para los más aventureros. Los 40 € de la reserva incluyen aperitivos, bebidas y el alquiler de los equipos, además del acompañamiento de un guía.

Lo que más me gusta de esta excursión, además del buen chapuzón que te darás, es que permite contemplar varias calas vírgenes, y también disfrutar de la vida acuática de Menorca..

Antes de llegar a puerto en Fornells, pasarás por dos de las grutas más famosas de la isla: la Cueva de las Imágenes y la Cueva de los Ingleses. ¡Ten listo el móvil y mantente atento para llevarte una foto de recuerdo!

Mira los precios y condiciones aquí

4. Paseo en barco por la costa sur

Con este tour descubrirás el encanto de la costa menorquina ¡navegando en barco! La duración y precio del recorrido dependerá de tu reserva.

Puedes elegir entre tres horas y media y siete horas por 35 € o 65 €, respectivamente. Si te decantas por el paseo más largo, partirás desde el antiguo puerto de Ciutadella para explorar la costa sur y oeste de la isla.

Estas son las paradas habituales que se realizan: Cala’n Turqueta, Cala Macarelleta, Son Saura y Es Talaier. Vale destacar que el tour más largo incluye también una paella con sangría o alguna bebida refrescante.

Mira los precios y condiciones aquí

5. Free tour por Mahon

Free tour Mahón

Al igual que en Ciutadella, también hay un Free Tour por Mahón. En este tour, harás un recorrido que pone especial énfasis en los monumentos que dejaron los ingleses en la ciudad.

El recorrido dura dos horas y comienza en la Plaça de s’Esplanada. En él, verás los cuarteles del Conde de Cifuentes, el mercado del Claustro del Carmen, el palacio del Gobernador, el Museo de Menorca y más.

Se trata de un tour guiado gratis aunque las propinas son bien recibidas (la remuneración del guía depende de las propinas).

Mira los detalles y condiciones aquí

6. Paseo en barco desde Cala Galdana

Aunque es un poco más caro en comparación con otros (70 € por persona), si puedes permitirtelo vale la pena ya que es una experiencia estupenda. No solo conocerás las calas más hermosas del sur, también harás dos paradas para nadar en sus aguas color turquesa.

Mira los precios y condiciones aquí

7. Tour gastronómico en la quesería Subaida

¿Te apetece degustar algunos productos locales de calidad? Entonces, esta excursión es para ti. En ella irás a la quesería Subaida. Verás las instalaciones, conocerás a los animales, aprenderás sobre la elaboración de los quesos y te enterarás de su tiempo de maduración.

El cierre es con broche de oro porque podrás acompañar tu salchichón, sobrasada y hasta tres variedades de queso de Mahón con una copa de vino y un postre clásico de la zona (dulces de almendras).

Mira los precios y condiciones aquí

8. Observación astronómica en Ciutadella

Un tour entretenido y educativo, perfecto para toda la familia (o los amantes de las estrellas y el espacio). Los cielos menorquines están muy despejados, sin contaminación lumínica o de otro tipo, y son ideales para ver las estrellas de noche.

La actividad, disponible por 30 €, incluye una charla, una sesión de preguntas y respuestas, y la identificación de planetas, constelaciones, la Vía Láctea y otras galaxias. Dura una hora y media en total y comienza al ocaso.

Mira los precios y condiciones aquí

9. Clase de buceo en Ciutadella

Donde aprenderás lo básico del buceo para explorar la costa subacuática de los alrededores. Esta actividad está disponible por 80 € e incluye la clase, la recogida en tu alojamiento y el equipo necesario. 

Mira los precios y condiciones aquí

10. Paseo en barco por el puerto de Mahón

Excursiones puerto de Mahón

La ruta te llevará a avistar de cerca los islotes del Puerto de Mahón, además de la Fortaleza de La Mola.  El barco cuenta con visión subacuática, lo que te dará acceso al mundo submarino.

Este tour no dura mucho (una hora, apenas) pero es bastante asequible y uno de los más populares de Mahón. Los niños pagan 7,5 € y los adultos, 15 €.

Mira los precios y condiciones aquí

11. Explorar el norte de Menorca en catamarán

Este es otro de los muchos tours para navegar por la costa menorquina disponibles. 

La ruta dependerá mucho de las condiciones climáticas, pero el plan es recorrer la reserva natural del norte de la isla de punta a punta.Te llevará a conocer playas, calas y escenarios a los que solo se puede llegar en barco

Sale varias veces al día y el paseo tiene una duración de tres horas y media.

Mira los precios y condiciones aquí

12. Caminata nocturna por las playas de Algaiarens (La Vall)

Perfecta para quienes buscan hacer senderismo de una manera diferente. Durante la caminata, que dura dos horas y media, conocerás varias calas de la costa norte, como Es Tancats y Es Bot, pero eso no es todo.

Los guías llevarán prismáticos para que puedas ver las estrellas desde la playa. Y también láseres para mostrarte algunas cosas de interés. Durante el recorrido, conocerás la historia de Ciutadella, su flora y fauna, cultura, importancia, tradiciones, etc.

Es una actividad muy bonita que puedes hacer con tus amigos o con toda la familia por 20 € (para adultos).

Mira los precios y condiciones aquí

¿Dónde ver los atardeceres en Menorca?

Atardeceres en Menorca

Si tienes la suerte de poder disfrutar de un atardecer en un día despejado y con mucha visibilidad (casi todos los días en verano) contemplarás atardeceres hechizantes, a menudo con un sol enorme anaranjado y con Mallorca de fondo. 

Para que puedas disfrutarlos al máximo en esta guía de Menorca te sugiero algunos de mis lugares favoritos.

Para mí, los mejores lugares para ver la puesta de sol están en la zona de Ciutadella, aunque también te sugeriré alguna opción interesante en la costa sur cercana a Mahón por si te alojas por ahí. Toma nota:

  • Pont d’en Gil. Un formación rocosa que conforma un arco natural sobre el mar donde se funden todos los dorados que te puedas imaginar. Este lugar está a unos 10-15 minutos de Ciutadella si vas en coche. Tendrás que aparcar en alguna urbanización cercana (es una zona super popular y va mucha gente en coche) y caminar como medio kilómetro antes de llegar al mirador. Pero la vista merecerá la pena.
  • Faro de Punta Nati. También a menos de quince minutos en coche si estás en Ciutadella, es el lugar más popular de toda la isla para ver el atardecer. Puedes aparcar al final del camino en un parking habilitado y andar unos pocos minutos hasta llegar a la roca que te apetezca. Luego, siéntate y espera aun atardecer lleno de calidez. Ya te advierto que la cantidad de coches es enorme y a menudo el parking se llena o el ayuntamiento restringe el acceso. Intenta llegar con cierta anticipación.
  • Castell de Sant Nicolau. Donde el horizonte parece tocar el mar para explotar en un sinfín de morados, naranjas y dorados de tonos pasteles. Esta edificación, en pleno comienzo del puerto, se encuentra en la misma ciudad de Ciutadella y ofrece un atardecer de cuento.
  • La Cova d´en Xoroi. Situada en Cala en Porter, estas cuevas con terrazas y bar son un lugar único y muy popular para ver el atardecer en Menorca. Se cobra entrada (12 euros).
  • Cap d’en Font. Si estás por la zona de Mahón o Sant Lluís, esta es la mejor zona para ver el atardecer. Un lugar poco popular que solo conocemos los menorquines y veraneantes repetidores.
  • Playa de Son Bou. Y si lo que te apetece es ver un atardecer en Menorca desde la playa, Son Bou es una de las mejores opciones. Al ser una playa abierta, sin acantilados que dificulten la vista, y la más larga de la isla, los atardeceres se ven a la perfección.
Pont d´en Gil

Ahora que ya te adelanté cómo son y desde dónde podrás ver los mejores atardeceres de la isla, hablemos de las horas, que difieren mucho dependiendo de la temporada. 

En los meses de junio y julio, en los días más largos del año, la puesta de sol comienza sobre las 21h. A partir de ahí, el tiempo se acorta a medida que vamos llegando al otoño. 

Así en julio y agosto comienza sobre las 20 o 20:30 y luego se va acortando aún más hasta que en invierno, en los días más cortos del año el atardecer puede comenzar tan temprano como a las 17:15 horas.

¿Qué comprar en Menorca? Lo más típico

Qué comprar en Menorca

De entrada te digo que no deberías esperar grandes centros comerciales. Lo que más abunda en Menorca son boutiques y tiendas locales

La oferta comercial se concentra mayoritariamente en los cascos históricos o en los polígonos (para tiendas de mayor tamaño, grandes cadenas de supermercados, y algún pequeño centro comercial).

Para ir de compras en Mahón dirígete a la zona de Carrer de Ses Moreres y Carrer Nou, y en Ciutadella a la zona del Ses Voltes, el corazón de los centros históricos de ambas ciudades y también las zonas más comerciales.

Si quieres algo tradicional para llevarte de recuerdo o para regalar, te aconsejo apostar por los productos típicos menorquines. Entre éstos destacan:

  • Avarcas. Un tipo de sandalias muy popular en la isla. La suela está hecha con goma de neumáticos (sí, así como lo lees). No te preocupes por la pinta, que su diseño se ha pulido con los años. Hay muchos modelos que combinan bien con todo. Además, son de lo más cómodas y duraderas.
  • Calzado. El calzado es una industria puntera en Menorca (y no solo de avarcas). ¿Te suenan marcas como Patricia, Pons Quintana, Mascaró, Pretty Ballerinas, o Homers? Pues son menorquinas. Puedes comprar sus productos en las tiendas de la isla o incluso directamente en sus fábricas.
  • Bisutería. Aunque la bisutería local no es lo que fue hace algunas décadas, una industria puntera a nivel internacional, todavía podrás encontrar colgantes, brazaletes y pendientes hechos a mano por orfebres locales. 
  • Artesanía. Menorca es cuna de muchos productos únicos en artesanía. Un buen sitio para comprar artesanía de Menorca es en alguno de los mercadillos de la isla, sobre todo en verano cuando se organizan más.
  • Peletería. Menorca, como verás en tus recorridos, tiene muy buenos artesanos peleteros que destacan por sus bolsos, calzado y accesorios de piel de calidad. 
  • Quesos y fiambres. Si quieres llevarte una pizca de Menorca, no dejes de comprar el queso de Mahón, que viene con denominación de origen. También son productos muy típicos la sobrasada y el cuixot (un fiambre).
  • Dulces y licores. Si eres amante de los dulces, compra ensaimadas. Y si lo que quieres es un buen licor local, no fallarás con el Gin Xoriguer, que es la ginebra de la isla cuya producción artesanal se remonta al dominio británico.

¿Qué comer en Menorca? Sabores y platos autóctonos

Caldereta de Langosta

Si eres amante de la gastronomía, te encantará esta sección de mi guía de Menorca. Y es que, Menorca, al haber sido habitada por varios pueblos a lo largo del tiempo, tiene un recetario con influencias varias.

Los productos gastronómicos más populares de Menorca son sin lugar a dudas el Queso de Mahón, la sobrasada, las ensaimadas y como bebida el Gin Xoriguer. Sin embargo, aquí me voy a centrar en los platos más representativas de la cocina menorquina que en mi opinión son:

  • La oliaigua. Una sopa a base de ajo, aceite, pimientos, tomates y un par de hierbas aromáticas. La puedes acompañar con pan tostado, aunque algunos dicen que los higos le dan el toque perfecto. Si me preguntas por la mejor que he probado te diré que un buen sitio es Racó d’es Palau, un restaurante de cocina tradicional de Ciutadella.
  • La raya al horno. Que tiene como ingrediente estrella uno de los pescados más populares de la isla. Este plato se sigue horneando de la manera tradicional en una cazuela de barro. Para probarlo, puedes ir a El Jágaro (Mahón) o a Cafè Balear en Ciutadella.
  • El ‘arroz de la tierra’. Con un toque árabe inconfundible. Los cocineros rompen el trigo para simular el arroz y lo acompañan de los embutidos más emblemáticos de la isla. De ahí su nombre. Para mí, el mejor está en Ca N’Aguedet en Es Mercadal).
  • Macarrons amb grevi. Un claro vestigio de la ocupación inglesa. En esencia, es una pasta cocida en un caldo concentrado de buey acompañada de carne, sofrito y verduras. Es difícil de encontrar en los menús menorquines, pero si lo haces, ¡pruébalo!
  • Berberechos al horno. Frescos, deliciosos y horneados con los ingredientes típicos de la cocina menorquina: ajo, pan rallado y perejil. Tampoco es fácil encontrarlos en las cartas habituales de los restaurantes.
  • La caldereta de langosta. Como sospecharás, incluye langosta, caldo y un sofrito delicioso. Podrás encontrar este plato en muchos restaurantes de cocina local. Algunos de ellos: Es Cranc, S´Amarador, Cafè Balear de Ciutadella y en Arjau Mao (en la ciudad de Mahón).
  • El perol menorquín gratinado. Que cubre varias rodajas de tomate y patatas con ajo, pan rallado y perejil. Es un buen acompañante para carnes y mariscos, y lo cocinan en casi todos los restaurantes de comida tradicional.

¿Te atraen más los dulces? Entonces, te recomiendo probar el rubiol, una pasta rellena que puede ser dulce o salada; los pastissets, un postre similar al polvorón; el flaó de Menorca, un pastel relleno de queso; y los carquinyols, unas galletitas de almendra inspiradas en la cocina árabe de antaño.

Ahora que ya tienes una idea de qué pedir en los restaurantes de cocina menorquina, también puedes tomar buena nota de los mejores restaurantes de Menorca.

Las fiestas patronales de Menorca (el Jaleo)

Menorca celebra sus fiestas patronales de junio a septiembre y, aunque cada ciudad o pueblo tiene las suyas, hay algo común en todas ellas: el jaleo. Acá todo es color y folklore del bueno.

Es una tradición que culmina con los caballos engalanados entrando en la plaza principal abarrotada de gente y donde toca una orquesta. Los jinetes hacen que los caballos caminen a dos patas mientras la gente los sostiene desde sus laterales. 

Verás la cabalgata típica (qualcada) con jinetes vestidos de blanco y negro, caballos de pura raza menorquina que saltan al ritmo de la música tocada por una orquesta, bordados y lazos que adornan cada esquina, banderas, flores… En fin, un jolgorio que solo podría definir como contagioso.

En cada fiesta popular se organiza, primero, un Jaleo de noche, y, al día siguiente, un Jaleo de día (empieza a eso del mediodía).

Cada jinete del jaleo representa su papel en un ritual medieval que data de los 1300. Estas cabalgatas ancestrales comienzan en la noche de San Juan (el 23 de junio), específicamente, en Ciutadella, y se extienden a lo largo de todo el verano.

Cada jaleo puede durar hasta seis horas y la temporada culmina con las Fiestas de Gracia (las de Mahón mi ciudad natal), que se celebran del 6 al 9 de septiembre.

Te voy a dar algunas recomendaciones que te ayudarán a pasarlo bien en estas celebraciones: 

  • Viste algo cómodo y lleva un calzado con el que puedas caminar y bailar. 
  • Deja pasar a los caballos. Es común que la gente se aparte para formar una especie de pasillo que les permita el paso seguro a los jinetes.
  • Si te metes en el Jaleo hazlo con cuidado. Verás cómo la gente “levanta al caballo” que camina a dos patas… No hace falta decirte que no debes ponerte delante de un caballo cuando está a dos patas…
  • No toques las riendas ni a los jinetes. Si lo haces seguro que te llevas un buen fustigazo del jinete y las recriminaciones de los locales.
  • No te acerques demasiado a los caballos. Puedes tomar fotos, pero intenta mantener la distancia, en especial si vas con los peques. 
  • En definitiva, diviértete como un local. Prueba el chocolate con coca bamba, participa en los juegos y actividades propias de cada fiesta patronal, ves al lanzamiento de avellanas de San Juan, disfruta de los fuegos artificiales, y diviértete en las verbenas después del Jaleo.

Te recomiendo consultar este calendario festivo para planificar tus vacaciones y tu participación en los jaleos. Verifíca fechas y agenda de eventos de cada fiesta patronal en la web del ayuntamiento de cada ciudad:

  • Día des Be. Ocurre el domingo anterior a la noche de San Juan en Ciutadella.
  • 23 y 24 de junio. Sant Joan o la noche de San Juan. También se celebra en Ciutadella.
  • Tercer finde de julio. La fiesta de Sant Martí de Es Mercadal.
  • Cuarto finde de julio. La fiesta de Sant Antoni de Fornells.
  • 24 y 25 de julio. La fiesta de Sant Jaume de Es Castell.
  • Quinto finde de julio (o el primer finde de agosto). Fiesta de Sant Cristòfol de Es Migjorn Gran.
  • Primer finde de agosto. Fiesta de Sant Gaietà de Llucmaçanes.
  • Primer finde después del 10 de agosto. Fiesta de Sant Llorenç de Alaior.
  • Tercer finde de agosto. Fiesta de Sant Climent de Sant Climent.
  • 23 y 24 de agosto. Fiesta de Sant Bartomeu de Ferreries.
  • Cuarto finde de agosto. Fiesta de Sant Lluís de Sant Lluís.
  • Del 6 al 9 de septiembre. Cierre de las fiestas con Mare de Déu de Gràcia de Maó (Fiestas de Gracia).

Vida nocturna en Menorca: ¿cómo es y a dónde ir?

Aunque Menorca es la menor de las tres islas principales de Baleares y la más tranquila en términos de vida nocturna con diferencia, también tiene lo suyo.

Si te apetece salir de copas o a bailar, la vida nocturna de Menorca se concentra en el puerto de Mahón y en el de Ciutadella. Al ser las dos ciudades más pobladas de Menorca, reúnen la mayor cantidad de bares, clubes de jazz, pubs y discotecas.

En el Puerto de Mahón casi toda la oferta de ocio nocturno se concentra delante de la estación marítima. Allí se juntan varios bares uno al lado del otro con temáticas musicales propias. 

Algunos locales interesantes del puerto de Mahón son Ama-gi, Mambo deluxe, Sakova, Akelarre, o Sa Tintina. También son muy populares los tardeos de fin de semana que se celebran en el Mercat d´es Peix.

Por su parte, encontrarás lo mismo en el Puerto de Ciutadella donde destacan locales como Jazzbah, Iguanaport, Discoteca Sakova Ciutadella, o Kopas Club.

Antes de bajar al puerto vale la pena explorar y tomar las primeras copas en los bares del centro histórico. No te preocupes, el centro histórico es pequeño y compacto, seguro que descubrirás más de un local interesante. Puedes empezar por sitios como el Cafe des Museu o la Margarete

Y en este punto sobre la vida nocturna de esta guía de Menorca no puedo dejar de recomendar la discoteca más famosa de la isla: La Cova d´en Xoroi. 

Ya te he hablado antes de ella. Está situada en Cala en Porter, cerca de Mahón. Esta enorme cueva que se adentra en un acantilado se convierte en discoteca por las noches y acoge fiestas con DJ invitados, además de la tradicional fiesta de la espuma.

Hasta aquí ha llegado mi guía de Menorca. Espero que te sea de mucha utilidad. Si quieres seguir planificando tus vacaciones por las Baleares, te invito a descubrir Mallorca e Ibiza conmigo.

Y si tienes alguna duda no dejes de preguntar lo que quieras en los comentarios. 

Deja un comentario